Manual de Convivencia 2017

Descargar: Manual de Convivencia.2017 PDF

I. INTRODUCCIÓN

En la actualidad existe preocupación por comprender y hacer de las instituciones educativas un lugar relevante para la sociedad, en tanto posibilitador de aprendizajes para el desarrollo integral de todos sus estudiantes. Es por esta razón, que el carácter social y relacional de los colegios, está enfocado no sólo al desarrollo individual de los sujetos, sino que también al desarrollo de la comunidad educativa, las relaciones entre sus miembros y la participación de estos para la construcción de futuros ciudadanos capaces de resolver conflictos y promover una convivencia tolerante y respetuosa de los derechos y deberes del otro y de la comunidad.

Es relevante mencionar que este ámbito es de tal importancia para nuestro país, que en los últimos años la convivencia escolar ha sido uno de los ejes centrales de las nuevas políticas públicas en educación. Para efectos de este manual, entenderemos Convivencia Escolar como:

“La coexistencia armónica de los miembros de la comunidad educativa, que supone una interrelación positiva entre ellos y permite el adecuado cumplimiento de los objetivos educativos en un clima que propicia el desarrollo integral de los estudiantes”. (MINEDUC, 2011, p.5)

Las políticas y legislaciones que rigen en la actualidad a los establecimientos de nuestro país en esta materia, son la Política de Convivencia Escolar (2004) y la Ley de Violencia Escolar (2010). De acuerdo a esta última, es requisito indispensable la existencia de un Manual de Convivencia como componente del Reglamento Interno de toda institución. El objetivo de este manual es otorgar un marco regulatorio a los problemas de convivencia en la comunidad educativa y, de este modo, facilitar tanto la resolución de conflictos como la promoción de las relaciones interpersonales y la participación de la comunidad. Este manual incorpora políticas de prevención, medidas pedagógicas, protocolos de actuación y las conductas que constituyen falta a la buena convivencia escolar, graduándolas según su mayor o menor gravedad.

A partir de los lineamientos anteriores, el Ministerio de Educación pone énfasis en el carácter formativo para la construcción de lo anteriormente planteado, lo que significa comprender las normas y sanciones como una oportunidad de aprendizaje respecto del vivir con otros. Así, “el desafío es abordar los problemas formativamente, considerándolos una oportunidad de aprendizaje, más que una oportunidad para aplicar sanciones o castigos”  (MINEDUC, 2011, p.12).

“El enfoque formativo contiene una dimensión preventiva, expresada en el desarrollo de conocimientos, habilidades y actitudes que permitan formar personas autónomas, capaces de tomar decisiones personales y anticiparse a las situaciones que amenazan o alteran el aprendizaje de la convivencia, cautelando en todo momento el proceso formativo y las estrategias pedagógicas.” (MINEDUC, 2004, p. 16).

Por lo tanto, el presente manual busca resguardar y orientar las acciones de los miembros de la comunidad educativa, bajo los principios de las legislaciones internacionales (Derechos Humanos, Convención de los Derechos del Niño) y nacionales (Política de Convivencia y Ley de Violencia Escolar), así como respecto de los principios y valores del Proyecto Educativo Altazorino, delimitando los lineamientos de acción base para promover espacios de participación e interrelaciones que sean fructíferas, en pos del desarrollo de estudiantes justos, honorables y perseverantes que contribuyan a su comunidad y a la sociedad.

Este Manual pretende ser un marco de referencia que sustenta el espíritu de nuestra institución y se espera que guíe diariamente el quehacer de todos los miembros de la comunidad.

Todos aquellos padres y apoderados que ratifiquen la incorporación de sus pupilos, se comprometen a respetarlo y hacerlo cumplir, así como también todos los estudiantes y el personal que forma parte del establecimiento.

II. HISTORIA

En marzo del 2002, el Colegio Inglés Altazor abrió sus puertas en una pequeña casa ubicada en la Calle Maroto, actual sede Infant. La iniciativa de crear una nueva alternativa educacional para la comuna de Concón fue de Constanza Arellano Parker y Sandra Cano Palacios, quienes compartían el sueño de que Altazor se convirtiera en un gran proyecto educativo.

Los primeros cursos en crearse fueron los de Prekinder a 4° básico, con estudiantes que asistían a clases en jornadas de mañana y tarde. Posteriormente, se fueron formando cursos superiores, incorporándose nuevos docentes y funcionarios. Así, paso a paso, Altazor se consolidaba bajo el alero de dos pilares fundamentales, la formación valórica y la excelencia académica.

Pero el sueño no se detendría allí, la necesidad de mayor crecimiento era evidente y se presentó la posibilidad cuando el Ministerio de Educación dio la oportunidad de postular a un concurso de aporte de capital para la construcción de colegios de Enseñanza Media. Después de un arduo trabajo, el proyecto fue adjudicado y se dio inicio a la segunda etapa de esta historia.

En marzo del 2006, el Colegio Altazor comenzó a cobijar en sus aulas a estudiantes de Enseñanza Media, con jornada escolar completa, en la sede senior ubicada en Calle Cinco. El comienzo no fue fácil, pero al poco andar, todos los miembros de la comunidad fueron construyendo la cultura escolar que nos identifica hasta nuestros días.

Actualmente, la matrícula supera los mil estudiantes. Es un orgullo lo logrado, existe un cuerpo docente consolidado, estudiantes comprometidos con su aprendizaje, una cultura escolar cercana que privilegia la buena convivencia entre los distintos estamentos. Sin embargo, los desafíos no terminan y cada día se sigue trabajando en pos de alcanzar nuestra misión de excelencia.

III. NUESTRO PROYECTO EDUCATIVO

El Proyecto Educativo Institucional (PEI) del Colegio Altazor, es el instrumento que orienta el actuar de cada uno de los miembros de la comunidad. Se sustenta en la Misión, Visión y Valores que han sido consensuados por toda la comunidad y que representan en forma concreta lo que se quiere lograr a partir del trabajo de cada uno de los estamentos (estudiantes, equipo directivo, docentes, asistentes de la educación, auxiliares y personal administrativo).

MISIÓN: Formar jóvenes de excelencia moral y académica, desde los principios Católicos, al servicio de los demás; que se destaquen en cada uno de sus actos tanto por sus destrezas como por su humanismo.

VISIÓN: Ser reconocido como una comunidad educativa destacada en la formación de personas íntegras, capaces de emprender el “alto vuelo” de la vida y que trasciendan por su excelencia.

LEMA: Perseverare est Vincere

VALORES:

– PERSEVERANCIA: Valor fundamental para alcanzar las metas que se proponen, otorgando la fortaleza para afrontar las dificultades que aparecen en el camino. La perseverancia no es únicamente el esfuerzo que se pone en la acción, sino más bien la aplicación de todas las herramientas personales (conocimientos, habilidades, actitudes) en pos de una meta. La perseverancia es un valor que exige constancia y paciencia para comprender que los logros no son inmediatos, sino fruto de un proceso, por lo que esta conducta otorga nuevas fuerzas para volver a intentar lo que no se ha conseguido. Para nuestro colegio este valor se ha convertido en el centro de nuestro lema, Perseverar es Vencer, pues la única forma de alcanzar las altas cumbres es intentándolo una y otra vez. 

– JUSTICIA: El valor de justicia consiste en reconocer, respetar y hacer valer los derechos y deberes de todas las personas. Una persona justa se ocupa de velar por que no se cometan atropellos contra sí mismo ni contra los demás, disposición que lo lleva a observar cada situación no sólo desde su propia individualidad, sino poniéndose en el lugar del otro, velando por el bien común. Este valor es orientador para la toma de decisiones responsables. En nuestro Colegio, la justicia se vive desde las conductas de cada miembro de la comunidad, entendiéndola como el valor que lleva a dar a cada uno lo que le corresponde, según el derecho, la razón y la equidad.

– HONOR: Reconocemos el honor en quienes son capaces de identificarse plenamente con los valores y principios del Colegio Altazor, cumpliendo con las normas establecidas, representando con orgullo a nuestra institución en cada actividad fuera del colegio y viviendo cotidianamente el ideal de excelencia propuesto en nuestro Proyecto Educativo. 

El ideal de Excelencia constituye el eje central de toda acción dentro del Colegio Altazor. Este ideal está íntimamente relacionado con el concepto de Magis. El Magis nos desafía a aspirar a algo que sobrepasa el adiestramiento y el saber que normalmente se encuentran en el buen estudiante. El Magis se refiere a la acción cotidiana de cada uno, a dar el máximo y más, a tener consciencia de que los límites pueden ser superados.

El PEI del Colegio Altazor se inspira en la Pedagogía Ignaciana, la cual tiene como pilar fundamental adoptar a Cristo como modelo, orientando la formación pedagógica a un diálogo fecundo entre Ciencia y Cultura. Adoptar el modelo de Jesús desde el paradigma ignaciano significa fundar la experiencia personal en el servicio a los demás y acoger la vocación de ejercer liderazgo en la sociedad.

El Colegio Altazor busca formar niños y jóvenes conscientes de sí mismos, que actúen con un alto sentido de la solidaridad, abiertos y dispuestos a aprender, capaces de establecer un vínculo profundo en su relación con Dios. Se pretende que cada estudiante se motive por promover la justicia social, el amor a Dios y al prójimo, reflejando en su actuar los valores que propone el evangelio.

El Colegio Altazor está enfocado no sólo a que sus estudiantes aprendan, sino a que aprendan a aprender. Así, el desarrollo de competencias en los estudiantes constituye un objetivo primordial del trabajo en el colegio. El Proyecto Altazor, busca que los niños, niñas y jóvenes se motiven por participar activamente de sus procesos de aprendizaje, desarrollando habilidades superiores tales como el pensamiento creativo, crítico y metacognitivo.

En suma, se espera que en el Colegio Altazor se desarrolle(n):

  1. La excelencia, base del proceso pedagógico que se lleva a cabo en el Colegio. Es por ello que hemos incorporado en el currículum un exigente programa académico y formativo.
  2. Una educación centrada en el estudiante, atendiendo a las necesidades de una sociedad altamente demandante.
  3. La formación integral a través del desarrollo de una conciencia crítica.
  4. Valores fundamentados en la moral cristiana, basados en el respeto, pluralismo y tolerancia. Una comunidad abierta a aceptar las legítimas diferencias.
  5. Metodologías actualizadas que permitan desarrollar las competencias e intereses de los estudiantes, con educadores conscientes de su misión y que reflexionan permanentemente sobre sus prácticas pedagógicas.
  6. Una real y efectiva participación de Apoderados. Sólo colaborativamente se puede hacer realidad el PEI del colegio, incorporando ideas e inquietudes de todos los estamentos para alcanzar las grandes metas de la comunidad educativa.

 

  1. EL ESTUDIANTE ALTAZORINO
  1. CARACTERIZACIÓN

Los estudiantes del Colegio Altazor se caracterizan por ser respetuosos con todos los miembros de la comunidad. Practican la empatía, tienen consciencia en el ámbito social, siendo personas con un gran espíritu de servicio y solidaridad.

Acorde con los valores del Colegio, buscan actuar con perseverancia, justicia y honor. Se esfuerzan por llevar a cabo sus objetivos con constancia y firmeza, sin darse por vencidos. Actúan conforme a la razón y la equidad, intentando cumplir con sus deberes respecto al prójimo y a sí mismos.

El estudiante Altazorino respeta los valores cristianos, es intelectualmente inquieto, se esfuerza por alcanzar las metas propuestas, motivado siempre por la excelencia, que consiste en esforzarse no solo por sus objetivos personales, sino para servir y acompañar a los otros. Igualmente, se espera que actúe con honestidad frente a las situaciones que se ve enfrentado.

Se espera que el Estudiante Altazorino sea alegre y optimista, creativo, proactivo, preocupado por el medio ambiente y, en especial, una persona acogedora que reconozca, acepte y valore la diversidad.

Asimismo, se caracteriza por su participación en actividades que contribuyen a la construcción de un país más humano, aspirando a asumir liderazgo en la sociedad, con consciencia de la importancia de ser agente de cambio.

  1. DERECHOS
  1. Ser respetados en su dignidad, su libertad personal y de conciencia, sin distinción alguna de raza, religión, identidad sexual, origen social y/o cultural, nacionalidad, posición económica o capacidades.
  2. Ser representados por un Centro de Alumnos (CEAL), que cuenta con un reglamento propio, validación institucional y acompañamiento docente. Como CEAL, participar activamente en las reuniones de Consejo Escolar.
  3. Proponer proyectos que involucren a diversos estamentos de la comunidad educativa.
  4. Ser informados respecto de sus notas, anotaciones, razones por los que se les sanciona, y de las situaciones y motivos por los cuales se cita a sus apoderados.
  5. Ser informados de los criterios y las pautas de los instrumentos de evaluación que les son aplicados.
  6. Comunicar sus opiniones, intereses y discrepancias de forma respetuosa hacia sus pares, adultos y la comunidad en general.
  7. Contar con las condiciones básicas de seguridad en el colegio y en todas las actividades en que esté involucrado el establecimiento.
  8. Ser escuchados frente a una situación de falta, reconociendo la presunción de inocencia, independiente de la gravedad de esta. Ser comprendidos, tomando en consideración agravantes y atenuantes de cada situación particular.
  9. Participar en la vida cultural, deportiva y recreativa del colegio.
  10. Optar a medidas de evaluación diferenciada en el caso de presentar dificultades académicas y/o socioemocionales diagnosticadas por profesionales pertinentes.
  11. Recibir una educación que les ofrezca oportunidades para su formación y desarrollo integral; recibir una atención adecuada y oportuna, en el caso de tener necesidades educativas especiales; no ser discriminados arbitrariamente; estudiar en un ambiente tolerante y de respeto mutuo; expresar su opinión y que se respete su integridad física y moral, no pudiendo ser objeto de maltratos psicológicos ni tratos vejatorios o degradantes.
  12. Ser protegidos contra cualquier forma de abandono, crueldad y explotación, derivándose a las entidades correspondientes.
  13. Tomar decisiones, dentro de las posibilidades de su etapa del desarrollo.
  14. Ante situación de embarazo o maternidad, tienen el derecho de ingresar y permanecer en el colegio. La institución tiene el deber de otorgar facilidades académicas y administrativas que permitan el cumplimiento de ambos objetivos.
  1. DEBERES

El Colegio exige ciertas normas básicas de comportamiento a sus estudiantes. En este sentido, se destacan las siguientes normas y deberes de los estudiantes:

  1. Conocer, respetar y cumplir el Manual de Convivencia del Colegio.
  2. Conocer, acoger y vivenciar el Proyecto Educativo Institucional (Misión, Visión, Lema, Valores).
  3. Participar activa y responsablemente en la conformación del Centro de Alumnos y en los espacios de participación que se otorguen a los estudiantes.
  4. Comprometerse con su formación integral, haciéndose cargo de sus actos. Permitir a sus compañeros el derecho a la educación, propiciando un clima nutritivo y de sana convivencia en la sala de clases y otros espacios de aprendizaje.
  5. Actuar con respeto y cortesía con todos los miembros de la Comunidad Educativa, utilizando un lenguaje y trato amable.
  6. Aceptar y respetar las diferencias individuales y colectivas, promoviendo la buena convivencia escolar.
  7. Cuidar sus pertenencias y abstenerse de traer a la institución objetos de valor.
  8. Cuidar la infraestructura del Colegio y su equipamiento.
  9. Considerar en su actuar la verdad y la honestidad.
  10. Ser puntual en la incorporación a las clases y en toda actividad oficial del Colegio.
  11. Mantener una presentación personal acorde a los lineamientos del Manual de Convivencia.
  12. Velar por que el espacio donde se desenvuelven (salas de clases, pasillos, patios, baños) se mantenga limpio y ordenado.
  13. Actuar con responsabilidad ante los deberes escolares.
  1. NORMAS, SANCIONES Y RECONOCIMIENTOS
  1. DEFINICIÓN DE CONCEPTOS UTILIZADOS EN EL PRESENTE MANUAL

 

  • Normas: Reglas, previamente consensuadas por los miembros de una comunidad, que orientan las conductas de estos para la construcción del bien común a través del resguardo de los derechos individuales y colectivos, promoviendo y facilitando la sana convivencia.
  • Sanciones: Medidas implementadas a través de acciones concretas, que permitan a todos los actores de la comunidad educativa tomar responsabilidades individuales por los comportamientos inadecuados y reparar el daño causado para recomponer los vínculos interpersonales. Las sanciones formativas son un factor que promueve la mejora en convivencia y consolida nuevas oportunidades de aprendizaje.

                Lo anterior considera:

                – Medidas de resolución pacífica de conflictos: Arbitraje, Negociación y Mediación.

                – Medidas reparatorias.

                – Protocolos de acción específicos

  • Reconocimientos: Son acciones que permiten destacar aquellas conductas que reflejan avances significativos en los procesos de cada estudiante y/o que promueven las relaciones interpersonales nutritivas entre los miembros de la comunidad. Entre ellas, se consideran aquellas conductas posteriores a una falta que han logrado enmendar el daño, contribuyendo a la resolución de conflictos, y que han generado un aprendizaje individual o colectivo.
  1. NORMAS PARA LOS ESTUDIANTES

 

  • Normas en relación al buen trato y el cuidado de los derechos de los otros:
  • Mantendrán una actitud respetuosa y cordial con todos los miembros de la comunidad educativa, evitando maltratar a cualquiera de sus miembros.
  • Se relacionarán con todos los integrantes de la comunidad educativa con un vocabulario respetuoso y cortés.
  • Cuidarán su integridad física y moral, así como también la de todos los integrantes de la comunidad educativa.
  • Se responsabilizarán de sus pertenencias y de las de los demás.

 

Criterios a considerar para evaluar la falta:

  • Tipo y cantidad de derechos vulnerados de los otros.
  • Grado del daño causado (físico, psicológico y/o material).
  • Intencionalidad en las acciones realizadas.

 

Clasificación, según el grado de la falta y sanciones correspondientes:

 

  1. LEVE: El estudiante realiza una acción que pasa a llevar un derecho de otro miembro de la comunidad educativa, generando un daño leve (psicológico y/o material) y reparable fácilmente. No se percibe intencionalidad.

Sanción: El estudiante deberá reparar el daño a través de una sanción reparadora, con el fin de enmendar el malestar generado en el otro miembro de la comunidad.

En el caso de estudiantes de Play Group a 2° básico, esta sanción será diseñada por la educadora o profesor jefe. Se espera que el estudiante, de forma pública (frente al resto de sus compañeros), pueda disculparse. El docente será el responsable de abrir un diálogo pedagógico con su curso con respecto al tema, enfatizando una mirada social más que individual.

  1. MODERADA: La falta en este ámbito, será considerada moderada, cuando un estudiante lleve a cabo una acción que se encuentre vulnerando más de un derecho de otro miembro de la comunidad y/o el daño cometido necesite mayor tiempo de reparación (psicológico y/o material).

Sanción: El estudiante tendrá una anotación en el libro de clases que refleje la situación ocurrida. Además, tendrá que llevar a cabo una sanción reparadora que posibilite reconstruir el vínculo con la persona dañada y reparar el daño a sus derechos vulnerados. Se citará a los apoderados en los casos que amerite intervención familiar.

En el caso de los estudiantes de Play Group a 2° básico, este es el grado mayor que puede alcanzar una falta, considerando las características de su etapa de desarrollo. En este apartado se consideran las faltas de respeto tanto a los adultos del colegio, como a sus pares. La sanción deberá ser pedagógica, en la cual el estudiante desarrolle el tema a través de una tarea sencilla (disertación, cuento, análisis de una noticia), pida disculpas y comparta los nuevos aprendizajes.

 

  1. GRAVE: La falta se considerará grave cuando un estudiante realice una acción a otro miembro de la comunidad educativa que vulnere de forma evidente los derechos de este último. Debe existir presunta intencionalidad y el daño debe ser de carácter físico y/o psicológico, no obstante  también puede ser material.

Sanción: La sanción será definida por el Comité Académico Formativo (CAF), tomando en consideración los criterios presentes en los Protocolos de Maltrato.

Para la clasificación anterior es necesario considerar posibles atenuantes y agravantes como elementos contextuales que permitan llevar a cabo una comprensión más situada de los hechos y flexibilizar en la clasificación si es necesario.

Reconocimientos:

Reforzamiento positivo permanente y/o observación positiva para los estudiantes que cumplen en absoluto la normativa durante el semestre. Para los estudiantes que hayan presentado faltas leves o moderadas y que luego de un periodo de dos meses no hayan reincidido en la falta, las anotaciones no serán consideradas al momento de discutir un reconocimiento para el estudiante. El profesor jefe será el encargado de registrar al fin de cada semestre a aquellos estudiantes destacados.

  • Normas en relación a la honestidad de los actos y dichos de los estudiantes:

 

  • Procederán en forma honesta en sus responsabilidades como estudiantes (tareas, evaluaciones, etc.), de modo que los resultados reflejen lo aprendido.
  • Declararán con honestidad en entrevistas y conversaciones que sostengan con cualquier miembro de la comunidad educativa.
  • Al referirse a otro miembro de la comunidad educativa, lo harán con honestidad, siendo cuidadosos de respetar a los otros, sin levantar falso testimonio.
  • Sus acciones cotidianas se caracterizarán por ser honestas y transparentes, sin pasar a llevar los derechos del resto de los miembros de la comunidad educativa.

 

Criterios a considerar para evaluar la falta:

Para este tipo de faltas, no existe clasificación según su grado, debido que para el colegio toda infracción a la honestidad es considerada grave.

Para los estudiantes de Play Group a 2° básico, si bien esta falta es identificada y debe ser mostrada como tal, no se da una connotación de gravedad, sino más bien como un ámbito a desarrollar y potenciar debido a la etapa del desarrollo de los estudiantes.

Sanción: Para los estudiantes de 3° básico a IV medio, se registrará una observación en el libro de clases, se entrevistará al apoderado y el estudiante deberá realizar una sanción reparadora.

En el caso de copia en evaluación, el caso debe ser abordado siguiendo el Protocolo de falta de honestidad en evaluaciones.

Para los estudiantes de Play Group a 2° básico, esta falta debe ser evidenciada en el libro de clases sólo si ocurre con frecuencia, al mismo tiempo se debe citar al apoderado para diseñar un plan en conjunto para potenciar este ámbito.

Para la clasificación anterior es necesario considerar posibles atenuantes y agravantes como elementos contextuales que permitan llevar a cabo una comprensión más situada de los hechos y flexibilizar en la clasificación si es necesario.

 

  • Normas en relación a la estadía, entrada y salida del Colegio:
  • Permanecerán en el Colegio durante la jornada de clases, retirándose en los horarios establecidos o cuando sus apoderados lo autoricen. Los apoderados serán responsables del uso adecuado de estas autorizaciones.
  • Asistirán regular y puntualmente a clases, cumpliendo el horario de inicio y término.
  • Participarán de todas las clases correspondientes a su plan de estudios.

 

Criterios a considerar para evaluar la falta:

  • Frecuencia de los atrasos.
  • Tipo de Instancias (académicas o formativas) a las que se llega atrasado o no se ingresa (clases, jornadas, ceremonias).

Clasificación, según el grado de la falta y sanciones correspondientes:

 

LEVE: El estudiante inusualmente llega atrasado, esto significa 4 atrasos en el semestre.

Sanción: El Profesor Jefe y/o Coordinador de ciclo, establecerá un diálogo con el estudiante en forma individual (puede ser grupal en el caso de que haya un conjunto de estudiantes con faltas similares) con el fin de facilitar la reflexión y el estudiante comprenda el sentido de esta norma.

En el caso de estudiantes de Play Group a 2° básico, se incluirá en el proceso al apoderado, con el fin de subsanar la situación.

 

MODERADA: La falta en este ámbito será considerada moderada cuando un estudiante ocasionalmente cometa la falta, esto significa 8 atrasos en el semestre.

Sanción: El estudiante tendrá una observación en el libro de clases que dé cuenta de la situación ocurrida. Además, llevará cabo una sanción reparadora, según sea el caso. El Coordinador de ciclo se encargará de monitorear el cumplimiento de la sanción.

 

GRAVE: La falta se considerará grave cuando un estudiante infrinja las normas anteriormente señaladas de forma reiterada, esto significa 12 atrasos en el semestre.

Sanción: El estudiante será amonestado, por lo cual, las autoridades del Colegio pueden solicitar entrevista al apoderado y/o al estudiante si lo estiman conveniente. Si a pesar de lo anterior el estudiante registra más atrasos el caso será derivado al CAF (Comité Académico y Formativo), el cual considerará antecedentes previos para considerar la firma de Condicionalidad.

Para la clasificación anterior es necesario considerar posibles atenuantes y agravantes como elementos contextuales que permitan llevar a cabo una comprensión más situada de los hechos y flexibilizar en la clasificación si es necesario.

Reconocimientos:

Reforzamiento positivo constante y/o observación positiva para los estudiantes que cumplen en absoluto la normativa durante el semestre. Para los estudiantes que hayan presentado faltas leves o moderadas, y que luego de un periodo de dos meses hayan reiterado la falta, las anotaciones no serán consideradas en el minuto de discutir un reconocimiento para el estudiante. El Coordinador de Ciclo se ocupará del cumplimiento y monitoreo del reconocimiento.

 

ESPECIFICACIONES ANTE SITUACIONES DE ATRASOS:

 

El estudiante que llegue atrasado a la 1º hora de clases deberá presentarse en Portería con su agenda para solicitar el pase de ingreso.

Hasta las 8:15 hrs. se permite la entrada de estudiantes atrasados a la sala de clases, luego de esa hora es el profesor específico quien, a su criterio, permite el ingreso a clases del estudiante o bien lo envía a biblioteca a realizar una actividad relacionada con los contenidos que están trabajando. Ningún estudiante podrá ingresar al Colegio después de las 8:30 hrs. sin su Apoderado, a menos que medie una justificación o se presente una situación especial o de fuerza mayor.

Los atrasos inter-jornada serán considerados como un atraso más, lo mismo que el atraso después del almuerzo. Los atrasos de los estudiantes serán registrados diariamente en SchoolNet para conocimiento de los apoderados.

  • Normas en relación a la presentación personal y el uniforme:
  • Asistirán a clases y a las actividades del Colegio con el uniforme completo, tal como se estipula en el apartado “Uniforme” de este Manual.
  • Mantendrán un comportamiento intachable, usando el uniforme del Colegio en actividades internas y externas en representación de éste.
  • Asistirán a clases y actividades extraprogramáticas fuera del Colegio, con una presentación personal impecable.

 

Clasificación, según el grado de la falta y sanciones correspondientes:

 

LEVE: En estudiante inusualmente transgrede la norma y asiste al Colegio haciendo  uso inadecuado de su uniforme, faltando a una correcta presentación personal.

Sanción: El Profesor Jefe y/o de Asignatura o Coordinador de Ciclo, amonestarán verbalmente al estudiante (en forma individual o grupal) con el fin de facilitar la reflexión y comprensión del sentido de esta norma.

Para el caso de estudiantes de Play Group a 2° básico, el profesor informará a los apoderados de la situación con el fin de subsanar la situación.

 

MODERADA: El estudiante incurre nuevamente en la misma falta haciendo un uso inadecuado de su uniforme y falta a su presentación personal a pesar de la amonestación verbal previa.

Sanción: Será registrado en su hoja de vida y los accesorios, si corresponde,  podrán ser requisados por los Profesores o Coordinador de Ciclo, debiendo ser retirados por el apoderado en el Colegio.

GRAVE: El estudiante usa su uniforme en forma inadecuada y falta a su presentación personal en forma reiterada demostrando una actitud indiferente frente a las conversaciones previas.

Sanción: El estudiante será amonestado, por lo cual, las autoridades del Colegio pueden solicitar entrevista al apoderado y/o al estudiante si lo estiman conveniente. Si a pesar de lo anterior el estudiante registra nuevamente faltas en relación a su presentación personal y uso del uniforme,  el caso será derivado al CAF (Comité Académico y Formativo) quienes de acuerdo a los antecedentes previos podrán considerar una condicionalidad.

Para la clasificación anterior es necesario considerar posibles atenuantes y agravantes como elementos contextuales que permitan llevar a cabo una comprensión más situada de los hechos y flexibilizar en la clasificación si es necesario.

Reconocimiento:

Reforzamiento positivo constante y/o anotación positiva para los estudiantes que cumplen en absoluto la normativa durante el semestre. El estudiante que haya presentado faltas leves o moderadas y que luego de un periodo de dos meses no vuelve a cometer la falta, las anotaciones negativas no serán consideradas en el minuto de discutir un reconocimiento para él. El Coordinador de Ciclo se ocupará del cumplimiento y monitoreo del reconocimiento.

ESPECIFICACIONES ANTE EL USO DEL UNIFORME:

 

  1. Presentación Personal

 

Uno de los aspectos que destacan al estudiante del Colegio Altazor es su impecable presentación personal. Por esta razón, a los varones se les exige usar el pelo corto y barba afeitada. Por su parte, las damas no deben usar maquillaje, uñas largas y/o pintadas, pelo teñido, pulseras grandes y/o de colores, aros largos y/o de colores.

El uso del uniforme no puede estar acompañado por el uso de aros, anillos, pulseras y collares en los varones y, tanto en damas como varones, no se acepta el uso de piercing (aros o accesorios en nariz, labios, lengua, cejas, etc.). Se recomienda que las niñas, especialmente en cursos inferiores, usen el pelo tomado.

  1. Uniforme.

El estudiante debe asistir al Colegio diariamente con su uniforme completo y en perfecto estado. La chaqueta del Colegio es obligatoria durante todo el año. Su uso es imprescindible a la hora de llegada y en salidas pedagógicas. Sin embargo, en la hora de salida y en los meses más calurosos, su uso quedará sujeto al criterio de cada estudiante.

El uniforme deberá ceñirse estrictamente a los modelos requeridos y autorizados por el establecimiento, definidos en las Especificaciones Técnicas del Uniforme (ver en www.colegioaltazorconcon.cl).

Los estudiantes pueden asistir con el buzo deportivo cuando tienen la asignatura de Educación Física y en casos excepcionales definidos en el Reglamento del subsector. El polerón del uniforme deportivo se usa exclusivamente con el uniforme deportivo, no con  el uniforme oficial o de verano, así como el chaleco no debe usarse con el uniforme deportivo.

Cualquier modificación o nueva disposición respecto del uniforme se realizará de común acuerdo con el Centro General de Padres y/o Consejo Escolar.

Los estudiantes de Play Group hasta 2º Básico deben usar como uniforme el buzo oficial del Colegio.

Durante el desarrollo diario de las actividades académicas, los estudiantes de Play Group a 4º básico (incluyendo los días que tengan Educación Física) deberán usar el delantal o cotona del Colegio. Esta prenda deberá ser llevada al hogar el día viernes y se debe traer el día lunes, limpia y en perfecto estado. En niveles superiores su uso será optativo en clases de Arte, Tecnología y Laboratorios (los docentes tienen la potestad de exigir su uso en una actividad específica que lo amerite).

El día que los estudiantes asisten a la asignatura de Educación Física, es obligatorio el uso de la polera blanca,  que debe ser utilizada solamente durante la clase. Además, deben disponer de sus artículos de aseo personal.

No se permitirán prendas de vestir que no correspondan al uniforme, como asimismo accesorios (colet, cintillos, gorros, cuellos, pinches, etc.) que no sean de los colores institucionales (amarillo, azul o gris).

Descripción del Uniforme Oficial (Diario y obligatorio).

 

NIÑOS
NIÑAS
Pantalón gris
Jumper Institucional (3°a 4° básico)
Falda institucional  (5º básico a IV° medio)
Camisa blanca
Camisa blanca (cuello en punta)
Chaqueta institucional
Chaqueta institucional
Chaleco azul institucional (3° Básico a III° medio)
Chaleco gris (IV° medio)
Chaleco azul institucional (3° Básico a III° medio)
Chaleco gris (IV° medio)
Zapatos negros
Zapatos negros
Calcetines azules
Calcetines  azules (opcional pantys en invierno)
Corbata institucional
Corbata institucional
Cotona azul institucional (PG a 4º básico)
Delantal  amarillo institucional (PG a 4º básico)
Polar institucional (PG a IV medio)
Polar institucional (PG a IV medio)

 

La falda y/o jumper debe usarse a un máximo de 8 cm. sobre la rodilla, su uso más corto no será permitido.

En invierno, los estudiantes están autorizados para usar otras prendas de abrigo con el uniforme oficial, siempre y cuando todas ellas sean autorizadas por el Colegio. Cualquier otra que no corresponda, podrá ser requisada para ser retirada por el apoderado.

Uniforme Deportivo

 

NIÑOS  y NIÑAS
Buzo institucional (pantalón y polerón)
Zapatillas blancas o de colores sobrios (cursos superiores)
Polera deportiva blanca manga corta o larga institucional (desde 1°  básico)
Calcetines deportivos blancos
Short o calza azul corta o larga, institucional (desde 1° básico).

Al igual que con el oficial, se exige que el Uniforme Deportivo se encuentre en perfecto estado y de acuerdo a las especificaciones técnicas, sin ningún tipo de modificación. Se deja constancia que existe un listado de proveedores oficiales que venden los uniformes autorizados y con las especificaciones técnicas establecidas, por lo que el Colegio se reserva el derecho de no autorizar el uso de prendas que no cumplan con lo señalado.

 

Uniforme de Verano

               

Durante el mes de marzo y después de Fiestas Patrias se usa el uniforme de verano diariamente, excepto en actos oficiales u otros en que los estudiantes representen al Colegio. Este uniforme reemplaza la camisa blanca y corbata, por la polera de piqué amarilla, pero igualmente debe usarse con la chaqueta del Colegio. El uniforme de verano no es opcional, cuando se inicia el período señalado su uso es obligatorio.

 

  • Normas en relación al desarrollo de las clases:
  • Tendrán un comportamiento respetuoso y proactivo dentro de la sala de clases, velando por el buen desarrollo de esta.
  • Usarán medios tecnológicos (computadores, tablet, celulares) en lugares y horarios permitidos por el Colegio. En el caso de las clases, estos podrán ser usados sólo bajo la autorización del profesor a cargo de la clase.
  • Podrán navegar en sitios que no atenten contra la moral ni los principios del Proyecto Educativo, siendo estos adecuados al desarrollo de los contenidos de la clase y a los valores del Colegio.
  • Mantendrán el orden y la limpieza en las salas de clases y de cualquier dependencia utilizada.

 

Criterios a considerar para evaluar la falta:

  • Frecuencia e insistencia en la conducta durante la clase.
  • Momento en que se lleva a cabo la falta (distinguir entre momentos más relevantes que otros durante la clase).
  • Efectos de la interferencia en los procesos de aprendizaje del grupo curso.

 

Clasificación, según el grado de la falta y sanciones correspondientes:

 

LEVE: El estudiante vuelva cometer la falta sólo luego de ser advertido por el docente. El momento en el cual ocurre, no genera gran interferencia en el trabajo de sus compañeros.

Sanción: El profesor de asignatura establecerá un diálogo con el estudiante, con el fin de facilitar la reflexión. En el caso que el docente lo considere necesario, se solicitará al estudiante que formule e implemente una acción reparadora.

Para el caso de estudiantes de Play Group a 2° básico, el profesor informará a los apoderados de la situación y, en conjunto, consensuarán una sanción reparadora que pueda ejecutar el niño/a.

 

MODERADA: La falta en este ámbito será considerada moderada cuando un estudiante insista en la conducta advertida por el docente como una falta. La acción del estudiante dificulta el proceder de la clase.

Sanción: El estudiante tendrá una anotación al libro de clases que dé cuenta de la situación ocurrida. El docente podrá informar al apoderado vía notebook y procederá a la aplicación de una sanción reparadora que tendrá que llevar a cabo el estudiante si lo considera necesario.

Para el caso de estudiantes de Play Group a 2° básico, el profesor informará a los apoderados de la situación y, en conjunto, consensuarán una sanción reparadora que pueda ejecutar el niño/a.

 

GRAVE: La falta se considerará grave cuando un estudiante sistemáticamente lleva a cabo la acción  durante la clase, así como en otras de la misma asignatura, interrumpiendo la clase de forma evidente, dificultando el proceso de aprendizaje grupal.

Sanción: El estudiante será anotado y tendrá una sanción disciplinaria (amonestación o condicionalidad según corresponda). El Profesor Jefe y/o Coordinador de ciclo comunicarán al apoderado en una entrevista. El estudiante deberá reparar la falta a través de una medida reparatoria monitoreada por su Profesor Jefe.

Para la clasificación anterior es necesario considerar posibles atenuantes y agravantes como elementos contextuales que permitan llevar a cabo una comprensión más situada de los hechos y flexibilizar en la clasificación si es necesario.

 

Reconocimientos:

Los estudiantes que durante el semestre no presenten ninguna de las faltas anteriores serán destacados por el Profesor Jefe. Se considerará una anotación positiva en el libro de clases para los estudiantes que se destaquen en este ámbito.

Para los estudiantes que hayan presentado faltas leves o moderadas y que luego de un periodo de dos meses no se haya reiterado la falta, las anotaciones no serán consideradas en el minuto de discutir un reconocimiento para el estudiante. El Coordinador de Ciclo se encargará de ello.

  • Normas en relación a los útiles y materiales escolares:

 

  • Velarán por el orden y aseo de sus útiles escolares.
  • Cuidarán la infraestructura, material y todo el equipamiento que contribuye a su proceso de enseñanza.
  • Traerán los materiales solicitados por los profesores para realizar sus trabajos en clases.
  • Tendrán su notebook al día y la portarán diariamente, al igual que sus útiles escolares.

 

Criterios a considerar para evaluar la falta:

  • Frecuencia de la falta.
  • Grado del daño causado (material y a otros) a través de la falta.

 

Clasificación, según el grado de la falta y sanciones correspondientes:

 

LEVE: El estudiante comete en forma excepcional, el daño causado es leve y no perjudica al resto de sus compañeros (daño material o en el proceso de trabajo grupal).

Sanción: El profesor dialogará con el estudiante con el fin de que reflexione en torno a la falta y las consecuencias de esta. Para los casos que así lo ameriten, se solicitará al estudiante que identifique el daño realizado, a quién o quiénes se dañaron, y cómo puede repararlo.

MODERADA: La falta en este ámbito, será considerada moderada cuando un estudiante ocasionalmente no cumple con alguna de las normas anteriormente mencionadas, esto provoca dificultades en las tareas realizadas junto a otros compañeros o afecta directamente la infraestructura del Colegio.

Sanción: El estudiante es registrado en el libro de clases por la falta cometida. En el caso de perjudicar a sus compañeros con su falta, se debe llevar a cabo una sanción reparadora junto al profesor, orientada a reparar el daño causado a sus compañeros. En el caso de realizar un daño al material del colegio, deberá asumir los costos relacionados.

 

GRAVE: La falta se considerará grave cuando un estudiante sistemáticamente lleva a cabo la acción, perjudicando su propio desempeño y el de los demás de forma significativa.

Sanción: El estudiante será anotado en el libro de clases y se le aplicará una sanción disciplinaria (amonestación o condicionalidad, según corresponda). El Profesor Jefe y/o Coordinador de ciclo, solicitará una entrevista al apoderado para informar la situación. El estudiante deberá reparar la falta a través de una medida reparatoria.

Para la clasificación anterior es necesario considerar posibles atenuantes y agravantes como elementos contextuales que permitan llevar a cabo una comprensión más situada de los hechos y flexibilizar en la clasificación si es necesario.

 

Reconocimientos:

Para los estudiantes que hayan presentado faltas leves o moderadas y que luego de un periodo de dos meses no se haya reiterado la falta, las anotaciones no serán consideradas en el minuto de discutir un reconocimiento para el estudiante.

 

  • Normas en relación al porte de objetos o sustancias que puedan dañar al estudiante o a otros:
  • No podrán portar, traficar, usar, ni consumir drogas, alcohol, cigarrillos y/o material que atente contra la moral y buenas costumbres.
  • No podrán fumar cigarrillos o consumir cualquier tipo de droga, legal o ilegal estando con el uniforme del Colegio. Esto se aplica dentro y fuera del Colegio.

 

Criterios a considerar para evaluar la falta:

  • Frecuencia de la falta.
  • Presunto riesgo que implica el objeto o sustancia, tanto para sí mismo como para los otros.

Clasificación, según el grado de la falta y sanciones correspondientes:

 

Estas faltas serán clasificadas sólo en las siguientes categorías:

 

MODERADA: La falta en este ámbito, será considerada moderada, cuando un estudiante ocasionalmente cometa la falta y el objeto o sustancia portada signifique un riesgo menor, tanto para sí mismo como para sus compañeros.

Sanción: El estudiante tendrá una anotación al libro de clases que dé cuenta de la situación ocurrida. El Profesor Jefe y/o Coordinador de Ciclo, informarán al apoderado de la situación si lo estiman conveniente.

 

GRAVE: La falta se considerará grave cuando un estudiante reiteradamente cometa una falta o porte de forma reiterada objetos o sustancias prohibidas que impliquen un posible daño para el resto de sus compañeros.

Sanción: El hecho será registrado en la hoja de vida del estudiante y se aplicará una sanción disciplinaria, por lo cual, las autoridades del establecimiento pueden solicitar entrevista al apoderado si lo estiman conveniente. En el caso que el porte de la sustancia sea de carácter ilegal, el CAF definirá la Condicionalidad, Suspensión o No renovación de Matrícula en el caso que existan faltas graves anteriores por parte del estudiante. Se considerará entre las alternativas de resolución, la derivación a instancias externas al colegio (OPD, Fiscalía).

Para la clasificación anterior es necesario considerar posibles atenuantes y agravantes como elementos contextuales que permitan llevar a cabo una comprensión más situada de los hechos y flexibilizar en la clasificación si es necesario.

 

 

  1. ESPECIFICACIONES ANTE LAS OBSERVACIONES NEGATIVAS EN EL LIBRO DE CLASES

Las observaciones serán informadas por el Profesor Jefe a los apoderados en las entrevistas que se lleven a cabo durante el año. Además, las observaciones estarán publicadas en SchoolNet para conocimiento de los apoderados, quienes tienen la atribución de solicitar entrevistas al Profesor Jefe y/o de Asignatura en el caso que lo consideren necesario.

Al registrarse 5 observaciones negativas, el Profesor Jefe enviará una carta al apoderado informándole de la situación y consensuará con el estudiante una medida reparatoria. Si la situación lo amerita, el Profesor Jefe citará al apoderado, en conjunto con el estudiante, para analizar lo sucedido.

El estudiante que registre 8 observaciones negativas, será citado con su apoderado, si corresponde, a una entrevista con su  Profesor Jefe y/o Coordinador de Ciclo. Si la situación lo amerita firmará  Carta de Amonestación (en el caso que no exista Carta de Amonestación o Condicionalidad vigente) la que tiene por objeto notificar por escrito las faltas del estudiante a este Manual. La Carta de Amonestación puede ser válida de un año para otro, lo que significa que un estudiante puede quedar condicional teniendo una Carta de Amonestación vigente, sin necesidad de cumplir con un mínimo de anotaciones dentro de un mismo año lectivo.

Cuando el estudiante registre 13 observaciones negativas, el Consejo de Profesores determinará si procede la Condicionalidad de Matrícula del estudiante y su permanencia en el Colegio. El Profesor Jefe y/o Coordinador de Ciclo citarán al apoderado y al estudiante, si corresponde, para informar de la situación disciplinaria grave en que se encuentra y firmar la Carta de Condicionalidad. Todo estudiante que se encuentre en situación de condicionalidad, está impedido de acceder a la matrícula si el Consejo de Profesores no le ha dado previamente el pase para ello (esta situación debe quedar solucionada durante el mes de diciembre del año en curso).

Toda conducta que por sí sola se considera grave, será sancionada en forma inmediata con la medida disciplinaria que el Comité Académico y Formativo  (CAF) determine y que ya se ha señalado.

La sistemática transgresión de normas por parte de un estudiante, por sí sola, facultará al Colegio para determinar la no participación de este en talleres extraprogramáticos, ceremonias y/u otras actividades.

La Condicionalidad Extrema de Matrícula se aplica en aquellos casos en que, a pesar de las graves faltas de un estudiante, se le acepta su continuidad en el Colegio. Esta Condicionalidad significa que el estudiante no podrá en adelante registrar anotaciones y/o faltas explicitadas en el presente Manual de Convivencia y que, de producirse estas, el Colegio tiene la facultad de cancelarle la matrícula en el momento que se produzcan.

El Consejo de Profesores es quien determina la continuidad de las Cartas de Amonestación y de Condicionalidad de un año a otro, de acuerdo a la gravedad de las anotaciones.

 

  1. FALTAS DE LOS ESTUDIANTES: PROCEDIMIENTOS.

Todas falta cometida por un estudiante del colegio tendrá su respectiva sanción de acuerdo a lo estipulado en el presente Manual. El Comité Académico y Formativo (CAF) posee la atribución de estipular el tipo de sanción que se le aplicará a un estudiante en caso de que la falta sea grave o que se produzca una situación que no esté tipificada en el reglamento.

El CAF está constituido por el Equipo Directivo (Rectoría y Vicerrectorías). De acuerdo a cada situación particular, se pueden integrar otros actores a participar, como Coordinadores de Ciclo, Profesores Jefes y/o de Asignatura.

Toda sanción irá acompañada de una mediación tendiente a hacer reflexionar al estudiante sobre su falta.

Toda vez que una conducta inapropiada se repita, habiéndosele hecho notar con anterioridad al estudiante su falta, esta será registrada como anotación negativa en el libro de clases.

Fuera de lo descrito anteriormente, como funcionamiento regular en cuanto a medidas disciplinarias, el Colegio considerará las siguientes, determinando en cada caso el procedimiento a seguir:

  1. Amonestación verbal y/o escrita.
  2. Carta de Compromiso
  3. Carta de Amonestación
  4. Citación al Apoderado.
  5. Asignación de tareas especiales fuera del horario de clases.
  6. Condicionalidad de matrícula.
  7. Condicionalidad de matrícula Extrema.
  8. No renovación de matrícula para el año siguiente.
  9. Suspensión de matrícula.
  10. Cancelación inmediata de matrícula.

 

En consideración a las faltas de los estudiantes, de cualquier índole, será el Consejo de Profesores la instancia donde se analizarán y discutirán los hechos particulares que definirán la situación final de los estudiantes. Sin perjuicio de lo anterior, el Comité Académico y Formativo, que también cuenta con representante de los profesores, será la instancia final y resolutiva para cualquier caso que revista mayor complejidad.

 

  1. EL PROFESOR ALTAZORINO
  1. CARACTERIZACIÓN

El Proyecto Educativo Altazor considera esencial el rol docente, pues su tarea profesional busca el desarrollo tanto formativo como académico, orientando su quehacer a la formación de un niño y joven excelente en el ámbito axiológico y académico.

Dentro de nuestra definición de principios y la declaración de nuestro proyecto educativo, se encuentra el concepto de altas expectativas. Es imprescindible que un docente de nuestra institución crea en sus estudiantes y los motive constantemente a superarse a sí mismos, para alcanzar las altas cumbres. Las altas expectativas que nuestra institución pone en sus estudiantes, se basan en las expectativas que también tiene sobre sus docentes y que estos, a su vez, tienen sobre sus estudiantes.

Un docente Altazor debe poseer características profesionales destacadas:

  1. Es un profesional altamente competente, lo que deberá demostrar a través de sus evaluaciones de desempeño.
    1. Conoce y domina los contenidos de su asignatura.
    2. Maneja estrategias metodológicas que le permiten desarrollar aprendizaje en todos sus estudiantes.
    3. Considera las necesidades educativas especiales de los cursos.
    4. Estimula en sus estudiantes las habilidades de pensamiento.
    5. Establece altas expectativas.
    6. Ejerce liderazgo y adecuado manejo disciplinario en sus cursos.
  2. Es riguroso consigo mismo, demostrando siempre en su quehacer diario el valor de la Excelencia que demanda el PEI a todos sus miembros.
  3. Motiva a sus estudiantes con altas expectativas, considerando nuestra inspiración Ignaciana (MAGIS) y el lema institucional (Perseverar es Vencer).
  4. Es un aporte dentro de la institución, comprometiéndose con el desarrollo de esta, más allá de lo estrictamente ligado a la docencia.
  5. Influye positivamente en el clima laboral de la institución, desde su aporte profesional y personal.
  6. Un docente de Altazor se compromete con la formación de sus estudiantes no sólo en el ámbito académico y formativo, sino en todo lo que aporte al estudiante a ser mejor persona. Un buen profesor no sólo es el que enseña mejor o el que se preocupa de que todos sus estudiantes aprendan, sino aquel que, además de tener una sólida enseñanza valórica y académica, se compromete con sus estudiantes en el desarrollo ético, emocional, moral y actitudinal. El desarrollo de las potencialidades del estudiante se refleja tanto en el ámbito académico como en lo formativo. Debemos educar estudiantes que se desarrollen como personas, ciudadanos, líderes, agentes de cambio, con valores que los hagan trascender y los preparen para vivir en armonía con los demás.

 

  1. DERECHOS
  1. Ser respetados en su dignidad, su libertad personal y de conciencia, sin distinción alguna de raza, religión, identidad sexual, origen social, cultural, nacionalidad, posición económica o capacidades.
  2. Tener participación en la elección de capacitaciones que estén enfocadas al desarrollo profesional docente.
  3. Contar con un espacio físico adecuado para los momentos de descanso.
  4. Ser informados a tiempo cuando se tenga información relevante respecto a algún estudiante de su jefatura de curso.
  5. A que se respete el conducto regular respecto al contacto con apoderados (información a los profesores antes de las entrevistas con coordinadores, directivos, etc.).
  6. A flexibilizar algunos de los criterios estipulados dentro de este manual, tomando en consideración el contexto en el que se encuentre.
  7. A aunar criterios con la Coordinación de Ciclo ante situaciones disciplinarias complejas en que se vean involucrados con estudiantes.
  8. A ser respetados por todos los miembros de la comunidad.
  9. A organizarse como grupo profesional para realizar solicitudes y resguardar sus derechos.
  10. A ser evaluados con un sistema lo más objetivo posible y a que la Evaluación Docente sea ejecutada en tiempos adecuados por cada uno de los actores que involucra.
  11. A participar activamente de la elaboración y revisión de documentos oficiales que sean atingentes a sus funciones (Modelo Pedagógico, Manual de Convivencia, perfil docente).
  1. DEBERES

 

El Profesorado del Colegio constituye un modelo de formación para los estudiantes, por lo tanto deberá en todo momento respetar los aspectos señalados en el Proyecto Educativo de la Institución en lo referido al Perfil del Docente, el cual se sustenta en la EXCELENCIA, en aspectos como:

  1. Conocer, acoger y vivenciar el Proyecto Educativo Institucional (Misión, Visión, Lema, Valores, Perfil del docente).
  2. Hacer cumplir en todo momento el Manual de Convivencia, considerando los conductos regulares y aplicando los protocolos de acción, promoviendo también en los estudiantes el cumplimiento de este.
  3. Tener una presentación personal impecable.
  4. Manifestar rectitud y flexibilidad en su actuar.
  5. Cumplir con los horarios de trabajo establecidos, ser puntual en la llegada a la sala de clases y en toda actividad oficial del colegio.
  6. Aplicar las primeras medidas disciplinarias en los cursos que tenga a cargo.
  7. Cumplir con los acuerdos que surgen de instancias formales (Consejos de Profesores, Reuniones de Departamento, CAF, entrevistas con directivos, etc.) y con los lineamientos emanados del equipo directivo.
  8. Respetar los canales de comunicación determinados por Rectoría.
  9. Respetar a todos los miembros de la comunidad escolar, acogiendo las diferencias individuales.
  10. Actuar con respeto y cortesía con todos los miembros de la Comunidad Educativa, utilizando un lenguaje y trato amable.
  11. Aceptar y respetar las diferencias individuales y colectivas, promoviendo la buena convivencia escolar.
  12. Comprometerse con la educación integral de los estudiantes, otorgando tiempo para conocerlos y acompañarlos, e impartiendo sus clases con profesionalismo.
  13. Velar por que los espacios donde se desenvuelven (salas de clases, pasillos, patios, baños, sala de profesores) se mantengan limpios y ordenados. No realizar clases en salas sucias o desordenadas.
  14. Participar activamente en las actividades del colegio, acompañando a los estudiantes en actividades extra programáticas cuando corresponda.
  1. EL APODERADO ALTAZORINO
  1. CARACTERIZACIÓN

El apoderado del Colegio Altazor forma parte activa de la comunidad escolar, siendo el primer responsable de la educación de sus hijos/pupilos. Así, motiva el desarrollo de valores a través del actuar al interior de la familia. Es responsable de los compromisos adquiridos con el Colegio, tales como velar por que su hijo/pupilo, cuente con los materiales necesarios para trabajar y revisarlos para que conserven su orden, limpieza y presentación.

El apoderado conoce y acepta los lineamientos del Colegio. Se informa sistemáticamente del rendimiento y comportamiento del estudiante, asistiendo a entrevistas con profesores y reuniones de apoderados. Incentiva la superación diaria de sus hijos/pupilos, a perseverar en aquellas cosas que requieren de mayor dedicación para lograrlas, apoyando en la formación de hábitos y cumplimiento de sus quehaceres. Motiva la toma de decisiones y capacidad de resolver problemas de sus hijos/pupilos, siendo prudentes, tomando en cuenta todas las variables y siendo objetivos frente a aquellas situaciones que requieren resolución de problemas.

La participación sistemática, entusiasta y comprometida en la vida escolar de parte de los apoderados, constituye un elemento esencial para la conformación y consolidación de la comunidad escolar altazorina.

  1. DERECHOS
  1. Ser respetados en su dignidad, su libertad personal y de conciencia, sin distinción alguna de raza, religión, identidad sexual, origen social, cultural, nacionalidad, posición económica o por sus capacidades.
  2. Ser comunicados a tiempo cuando se tenga información relevante respecto a su hijo/pupilo.
  3. Que se respeten los conductos regulares respecto al contacto con docentes, directivos y otros actores de la comunidad escolar.
  4. Conformar y ser parte del Centro General de Padres y de los subcentros en cada uno de los cursos.
  1. Tener, al menos una vez al año, entrevista con el profesor jefe. Que la comunicación con él sea expedita y directa. Mantener comunicación fluida con todos los profesores y con las directivas de curso.
  2. Conocer el rendimiento académico y social de sus hijos/pupilos.
  3. Que el colegio informe las anotaciones positivas y negativas de sus hijos/pupilos, incluyendo consideraciones cualitativas.
  1. Asistir a encuentros de reflexión donde se puedan presentar propuestas para mejorar los procesos educativos del colegio. Cuando se los requiera, participar activamente de la elaboración de documentos oficiales que sean atingentes a sus funciones.
  1. Ser escuchado ante alguna consulta, queja o reclamo.
  2. Disentir ante situaciones puntuales, siempre y cuando esas opiniones se expresen con respeto y estén en consonancia con el Proyecto Educativo. Estas visiones deben plantearse en los respectivos espacios formales, de acuerdo a los conductos regulares.
  1. DEBERES
  1. Ser los principales responsables de la formación valórica, social, afectiva y cognitiva de los niños y jóvenes.
  2. Educar y ayudar a  consolidar los valores promovidos  por el colegio en pro del desarrollo de  la moral, poniendo principal énfasis en la formación de los valores institucionales: Perseverancia, Justicia y Honor.
  3. Apoyar la educación de sus hijos/pupilos, supervisando el cumplimiento de sus deberes escolares, facilitando el cumplimiento de los requerimientos pedagógicos que solicite y promueva el colegio.
  4. Estar en conocimiento y respetar el Proyecto Educativo del colegio, así como las normativas y procedimientos estipulados en el Manual de Convivencia.
  5. Mantener una actitud de respeto y colaboración con el equipo directivo y profesores del colegio, haciendo uso de los conductos regulares para manifestar sus pareceres y/o discrepancias.
  6. Acompañar a sus hijos/pupilos, facilitando la comprensión y el sentido de las normas y sanciones formativas, con el fin de consolidar el espíritu del Proyecto Educativo del establecimiento.
  7. Estar dispuestos a comunicarse de forma constante y respetuosa con las diversas entidades del colegio, de preferencia con el profesor jefe, facilitando el diálogo y la toma de decisiones en conjunto.
  8. Participar en la construcción de la comunidad educativa a través de la asistencia y labor activa en las actividades propuestas para las familias, así como proponer instancias de participación que promuevan el fortalecimiento de los vínculos con otros miembros de la comunidad.
  9. Cumplir los compromisos adquiridos con el establecimiento (académicos, económicos, formativos u otros).
  10. Acatar las disposiciones emanadas del Centro General de Padres y Apoderados (CGPA), entidad autónoma que agrupa y representa las inquietudes de cada una de las familias del colegio.
  11. Cumplir en forma oportuna con eventuales requerimientos que el colegio haga respecto a evaluaciones médicas, psicológicas, psicopedagógicas u otros.

 VII. ASISTENTES DE LA EDUCACIÓN

  1. CARACTERIZACIÓN

En el Colegio Altazor, los asistentes de la Educación forman parte activa de la comunidad escolar, siendo su principal función la de colaborar con la función educativa y contribuir al desarrollo del Proyecto Educativo Institucional.

  1. DERECHOS

 

  1. Ser respetados en su dignidad, su libertad personal y de conciencia, sin distinción alguna de raza, religión, identidad sexual, origen social, cultural, nacionalidad, posición económica o por sus capacidades.
  2. Trabajar en un ambiente tolerante y de respeto mutuo.
  3. Que se respete su integridad física y moral, no pudiendo ser objeto de tratos vejatorios o degradantes.
  4. Recibir un trato respetuoso de parte de los demás integrantes de la comunidad escolar.
  5. Participar de actividades propias de la comunidad escolar.
  6. Proponer las iniciativas que estimen útiles para el progreso del establecimiento, en los términos previstos por la normativa interna.
  7. Contar con un espacio físico adecuado para los momentos de descanso.
  8. Ser evaluados con un sistema que sea lo más objetivo posible.
  9. Participar activamente de la elaboración de documentos oficiales que sean atingentes a sus funciones.
  1. DEBERES

 

  1. Conocer, acoger y vivenciar el Proyecto Educativo Institucional (Misión, Visión, Lema, Valores).
  2. Tener una presentación personal impecable.
  3. Manifestar rectitud y flexibilidad en su actuar.
  4. Cumplir con los horarios de trabajo establecidos.
  5. Cumplir con los acuerdos que surgen de instancias formales y con los lineamientos emanados del equipo directivo.
  6. Respetar los canales de comunicación determinados por Rectoría.
  7. Respetar a todos los miembros de la comunidad escolar con sus diferencias individuales.
  8. Actuar con respeto y cortesía con todos los miembros de la Comunidad Educativa, utilizando un lenguaje y trato amable.
  9. Aceptar y respetar las diferencias individuales y colectivas, promoviendo la buena convivencia escolar.
  10. Participar activamente en las actividades del colegio.

VIII. ADMINISTRATIVOS Y AUXILIARES

  1. CARACTERIZACIÓN

El personal administrativo y los auxiliares del colegio Altazor se caracterizan por otorgar servicios fundamentales para el logro de los objetivos planteados en el Proyecto Educativo Institucional. Cada una de las tareas que les son encomendadas, son parte esencial de los procesos que se viven el colegio, por lo que en su actuar cotidiano el ideal de excelencia constituye una condición ineludible de sus labores. El respeto, rectitud, pulcritud, diligencia y cortesía con todos los miembros de la comunidad, son requisitos esenciales para quienes ejercen estas funciones.

  1. DERECHOS
  1. Ser respetados en su dignidad, su libertad personal y de conciencia, sin distinción alguna de raza, religión, identidad sexual, origen social, cultural, nacionalidad, posición económica o por sus capacidades.
  2. Trabajar en un ambiente tolerante y de respeto mutuo
  3. Que se respete su integridad física y moral, no pudiendo ser objeto de tratos vejatorios o degradantes.
  4. Recibir un trato respetuoso de parte de los demás integrantes de la comunidad escolar
  5. Proponer y liderar las iniciativas que estimaren útiles para el progreso del establecimiento, en los términos previstos por la normativa interna.
  6. Contar con un espacio físico adecuado para los momentos de descanso.
  7. Ser evaluados con un sistema que sea lo más objetivo posible.
  1. DEBERES
  1. Tener una presentación personal impecable.
  2. Manifestar rectitud y flexibilidad en su actuar.
  3. Cumplir con los horarios de trabajo establecidos.
  4. Cumplir con los acuerdos que surgen de instancias formales y con los lineamientos emanados del equipo directivo.
  5. Respetar los canales de comunicación determinados por Rectoría.
  6. Respetar a todos los miembros de la comunidad escolar con sus diferencias individuales.
  7. Actuar con respeto y cortesía con todos los miembros de la Comunidad Educativa, utilizando un lenguaje y trato amable.
  8. Aceptar y respetar las diferencias individuales y colectivas, promoviendo la buena convivencia escolar.
  9. Participar activamente en las actividades del colegio.
  1. EQUIPO DIRECTIVO
  1. CARACTERIZACIÓN

El Equipo Directivo es el encargado de llevar a cabo  la planificación, implementación, seguimiento y evaluación de los procesos administrativos, formativos y académicos que se desarrollan en el colegio, velando por que estos respondan fielmente a los objetivos institucionales.

Es indispensable que el equipo directivo del colegio ejerza un liderazgo acorde al Espíritu Institucional y a los principios señalados en su Proyecto Educativo. En suma, se espera que cada uno de los miembros del equipo directivo actúe con:

  1. Compromiso con la Misión institucional.
  2. Estilo directivo de Excelencia.
  3. Cercanía y flexibilidad con sus equipos.
  4. Visión de futuro y apertura a la innovación.
  5. Conciencia del Magis.

Es tarea fundamental de los directivos, conducir a sus equipos con fuerza, involucrándolos y motivándolos para que cada uno se reconozca como pieza clave para alcanzar las metas e incrementar los logros institucionales.

El Equipo Directivo del colegio Altazor lo constituyen los cargos de Rectoría, Vicerrectoría Académica, Vicerrectoría de Formación, Vicerrectoría Administrativa y Coordinaciones de Ciclos.

  1. DERECHOS
  1. Ser respetados en su dignidad, su libertad personal y de conciencia, sin distinción alguna de raza, religión, identidad sexual, origen social, cultural, nacionalidad, posición económica o por sus capacidades.
  2. Trabajar en un ambiente tolerante y de respeto mutuo.
  3. Que se respete su integridad física y moral, no pudiendo ser objeto de tratos vejatorios o degradantes.
  4. Recibir un trato respetuoso de parte de los demás integrantes de la comunidad escolar.
  5. Proponer y liderar las iniciativas que estimaren útiles para el progreso del establecimiento, en los términos previstos por la normativa interna.
  6. Contar con un espacio físico adecuado para los momentos de descanso.
  7. Ser evaluados con un sistema que sea lo más objetivo posible.
  1. DEBERES
  1. Hacer seguimiento y evaluar las metas y objetivos del establecimiento, cautelando que se cumplan los planes y programas de estudio vigentes y las estrategias para su implementación.
  2. Orientar y observar las instancias de trabajo técnico – pedagógico y de desarrollo profesional de los docentes del establecimiento.
  3. Adoptar medidas y cautelar que los padres y/o apoderados reciban regularmente información sobre el funcionamiento del establecimiento y el progreso de sus hijos.
  4. Permitir la participación de los apoderados y estar abierto a sus inquietudes y sugerencias.
  5. Acoger a aquellos estudiantes que se encuentren en situación especial (enfermedad, embarazo u otro), dándoles las facilidades de continuidad de estudios en el establecimiento.
  6. Velar por que cada uno de los estamentos del Colegio respeten y hagan respetar este reglamento.
  7. Cuidar la seguridad al interior del Colegio. Preparar al personal y a los estudiantes para situaciones de emergencia (Plan Integral de Seguridad Escolar).
  8. Ser coherente con el planteamiento de la Misión, Visión, Valores y Principios del Colegio Altazor.
  9. Colaborar con el trabajo del Centro General de Padres y Apoderados.
  10. Valorar, confiar y dar autonomía a los docentes, para alcanzar los objetivos trazados, mediante responsabilidades mutuas en un ambiente desafiante donde cada cual pueda desplegar al máximo sus capacidades.
  11. Escuchar y considerar las necesidades, sugerencias y opiniones de todos los miembros de la comunidad escolar.
  12. Participar del Consejo Escolar.

ANEXO 1

 

PROTOCOLOS EN CASOS DE DENUNCIA O SOSPECHA DE MALTRATO

 

CATEGORÍA A: Acoso escolar o Bullying.

CATEGORÍA B: Abuso sexual infantil.

CATEGORÍA C: Otro tipo de maltratos

 

NORMATIVAS  GENERALES:

 

Recepción de la Denuncia: Cualquier miembro de la comunidad educativa al estar en conocimiento o vivenciar una situación que ha de considerar maltrato físico o psicológico, de forma única o sistemática, debe distinguir en cuál de las categorías anteriores se encuentra la situación descrita. Si el afectado no puede por sí mismo realizar dicha clasificación deberá realizar la denuncia a su profesor jefe (caso de estudiantes) y Encargado de Convivencia Escolar (caso de estudiantes y profesores).

Si el hecho corresponde a una situación única de maltrato físico o psicológico, deberá ser abordada por el Profesor Jefe, Coordinador de Ciclo y/o Vicerrector de Formación, quienes tomarán las medidas disciplinarias (dependiendo de la falta) correspondientes al Manual de Convivencia del establecimiento.

Si la situación es clasificada dentro de alguna de las categorías señaladas, como Bullying, Abuso Sexual o está dentro de la categoría Otro tipo de maltratos, el miembro de la comunidad educativa deberá acercarse de forma directa a Vicerrectoría de Formación (Encargado de Convivencia Escolar) para entregar los antecedentes pertinentes de la situación ocurrida.

Vicerrectoría de Formación deberá abrir un expediente registrando el relato de lo ocurrido y solicitando la firma de quien declare los hechos, en el caso que lo amerite.

 


Protocolo Categoría A: Acoso escolar o Bullying.

 

GENERALIDADES: Para los efectos de este anexo al Manual de Convivencia del Colegio Altazor, se considerará Acoso Escolar o Bullying al “tipo de comportamiento agresivo ejercido de forma intencional y repetido sobre una víctima que se encuentra en una posición asimétrica frente a su agresor” (Dan Olweus, 1998). A partir de esta definición deben existir tres factores para estar en presencia de Bullying:

  1. Intencionalidad del agresor
  2. Reiteración de la Violencia
  3. Indefensión de la víctima.

Este anexo se aplicará en situaciones de acoso u hostigamiento que afecten a estudiantes dentro o fuera del establecimiento, incluyendo los casos de ciber bullying.

 

Artículo 1: DE LA DENUNCIA DE CASOS

1.1. Una denuncia responsable, se produce cuando el problema es grave y necesita el apoyo de otros, es decir, cuando el denunciante sienta preocupación por el hecho y considere que no puede afrontar el problema por su cuenta.

1.2. Toda denuncia de Bullying debe ser realizada formalmente al encargado de convivencia escolar del colegio. Esta denuncia debe quedar registrada en la ficha de denuncia, la cual será manejada únicamente por él.

1.3. Cuando el que denuncia es un tercero (es decir, una persona que no está siendo afectada por el abuso de forma directa), se resguardará la identidad del denunciante.

1.4. Si un docente o inspector observa a un estudiante incurriendo en alguna manifestación de hostigamiento o acoso, deberá registrar la anotación –de forma inmediata- en la hoja de observaciones del libro de clases.

1.5. Todos los miembros de la comunidad escolar (profesores, administrativos, auxiliares, inspectores, enfermera, bibliotecaria, etc.) son responsables de realizar la denuncia respectiva en caso de ser testigo o conocer de una situación de bullying.

1.6. En relación a la participación de padres, madres y/o apoderados en caso de denuncia de hechos de hostigamiento o acoso escolar, deberán presentarla por escrito al Encargado de Convivencia Escolar. La denuncia debe realizarse en la ficha de denuncia.

 

Artículo 2: DEL PROCEDIMIENTO EN CASOS DE BULLYING

2.1. Al momento de tomar conocimiento de una denuncia, el Encargado de Convivencia Escolar deberá informar, en un plazo máximo de 24 horas, a rectoría del colegio.

2.2. Durante el transcurso de la investigación se deberán tomar las medidas necesarias que aseguran la confidencialidad, respeto y dignidad de las personas comprometidas.

2.3. El Encargado de Convivencia Escolar citará, de forma reservada, a los involucrados o testigos para recabar antecedentes.

2.4. Para abordar casos de Bullying, el/la psicólogo/a del colegio se involucrará en el proceso, entregando lineamientos para el seguimiento de los casos.

2.5. El/la profesor(a) jefe del curso de los estudiantes involucrados será informado del proceso e intervendrá en entrevistas a apoderados y estudiantes. Además, tiene como tarea monitorear el caso durante el transcurso de la investigación y en el período posterior a éste, mantener un registro escrito de entrevistas e intervenciones relacionadas con el caso, reportando estos datos de manera sistemática al encargado de convivencia escolar.

2.6. El Comité Académico y Formativo (CAF) se reunirá con los antecedentes del caso para consensuar los pasos a seguir en la investigación.

2.7. Los padres o apoderados de los estudiantes involucrados tendrán derecho a ser informados de la situación. En pauta de entrevista se registrarán los acuerdos y compromisos.

2.8. Para efectos de aplicación de sanciones, el Encargado de Convivencia Escolar, deberá presentar propuestas a la Rectoría, de acuerdo a la gravedad de las faltas y en virtud del propio Manual de Convivencia del Colegio.

 

Artículo 3: DE LA APLICACIÓN DE SANCIONES

3.1. Las acciones disciplinarias que se tomarán frente a conductas de Bullying son las que se consideran para efectos de una Falta grave en el Manual de Convivencia. Estas sanciones podrán incluir medidas más drásticas como la cancelación de matrícula o, en casos extremos, la expulsión inmediata.

3.2. Las sanciones deben considerar para su aplicación el carácter de gradualidad, en virtud de la gravedad de la falta y la edad de los estudiantes.

3.3. La sanción debe incluir un carácter pedagógico y formativo, sin perjuicio de las medidas disciplinarias que el colegio aplique.

3.4. Entre las acciones y/o sanciones que puede aplicar el colegio frente a casos de Bullying, se encuentran:

  1. Diálogo reflexivo, personal, correctivo y pedagógico con los involucrados.
  2. Amonestaciones verbales o escritas.
  3. Derivación a redes de apoyo externo.
  4. Participación en acciones tendientes al trabajo comunitario dentro del colegio.
  5. Suspensión de clases.
  6. Carta de Amonestación
  7. Condicionalidad de matrícula
  8. Cancelación de matrícula para el año escolar siguiente
  9. Como medida extrema, expulsión del establecimiento educacional.

A las sugerencias anteriores, se pueden adicionar todas aquellas otras medidas intermedias que colaboren a la formación de los estudiantes.                              

  

Protocolo Categoría B: Abuso sexual Infantil

 

GENERALIDADES: Cualquier miembro de la comunidad escolar, debe dar aviso inmediatamente,  si reconoce o recibe información respecto a una posible situación de Abuso sexual hacia algún estudiante del establecimiento. Entendiéndose este último como “toda conducta en la que un menor es utilizado como objeto sexual por parte de otra persona con la que mantiene una relación de desigualdad, ya sea en cuanto a la edad, la madurez o el poder”. En el caso que el colegio reciba una denuncia de este tipo, procederá el siguiente Protocolo de Acción. 

Artículo 1: DE LA DENUNCIA DE CASOS

1.1. La denuncia de un hecho de esta naturaleza al Encargado de Convivencia Escolar, quien inmediatamente deberá dar aviso de los antecedentes a la Rectoría del Colegio.

1.2. Una vez que la persona hace la denuncia, deberá abrirse de inmediato un expediente, en el que debe quedar constancia del relato realizado por quien da aviso de la situación de presunto abuso sexual, relato que debe ser firmado por el denunciante.

1.3. El Encargado de Convivencia Escolar, velará por el derecho de presunta inocencia de los involucrados, por lo tanto, se dará la posibilidad de que quienes deseen describir la versión de los hechos, resguardando la privacidad y cautela que se merecen las personas involucradas, puedan dar cuenta de lo ocurrido, realizando un registro del mismo modo de quien denuncia, esto con el fin de privilegiar por sobre todo el esclarecimiento de la verdad por sobre cualquier otra preocupación. De acuerdo con lo estipulado por el MINEDUC, el Encargado de Convivencia Escolar no entrevistará a la presunta víctima.

1.4. En el caso de que los padres o apoderados del estudiante no se encuentren al tanto de la situación, estos serán informados a la brevedad con el fin de respetar su derecho a ser informados, manteniendo en confidencia los antecedentes de quien presuntamente ha realizado el abuso, en el caso de que exista un presunto responsable. En esta reunión, se debe informar a los apoderados de los lineamientos de acción que debe seguir el establecimiento educacional según las normativas del MINEDUC. Esto considera la posibilidad de establecer una denuncia a la Superintendencia de Educación, Carabineros de Chile, PDI o la derivación a algún organismo público que posibilite la aclaración de los hechos.

1.5. Para el resguardo del estudiante y posibilitando su contención emocional, la Psicóloga del establecimiento, previa autorización de los apoderados del estudiante y tomando en consideración los aspectos legales, llevará a cabo una entrevista con el fin de determinar la necesidad de una derivación externa que posibilite discriminar el grado de daño emocional y social en el que se encuentra el estudiante y la pertinencia de llevar a cabo una denuncia a otros organismos. Los padres tendrán el derecho a negarse a la realización de la entrevista por parte del Psicólogo/a.

1.6. En el caso que la situación lo amerite de acuerdo al margo legal, el establecimiento procederá directamente a realizar la denuncia a Carabineros de Chile (Fono 02/147), Centro de Atención a víctimas de delitos sexuales (Fono 2710427 V región), PDI o el organismo que corresponda. Paralelamente, la persona acusada deberá quedar suspendida de sus funciones hasta que los tribunales determinen su inocencia o culpabilidad.

Por el contrario, en el caso de que los padres decidan continuar con los procedimientos del protocolo siempre y cuando el colegio no cuente con los antecedentes necesarios para hacer la denuncia formal), el Encargado de Convivencia Escolar junto al psicólogo/a del establecimiento, esperarán el informe psicodiagnóstico del profesional externo. A partir de estos antecedentes, se discutirá junto a los padres, la pertinencia de llevar a cabo una denuncia a las entidades legales correspondientes. En el caso de que los antecedentes sean consideramos relevantes para la sospecha de situación de abuso, y los padres se nieguen a la realización de tal demanda, el caso será derivado a la Oficina de Protección de Derechos de Infancia.

1.7. Vale destacar, que para los casos de presunto abuso sexual, no existe la posibilidad de graduar la falta, debido a que se considera grave, independiente de la forma y reiteración de los hechos. 

 

Artículo 2: DEL PROCEDIMIENTO EN CASOS DE SITUACIÓN DE ABUSO SEXUAL:

2.1. Definir conjuntamente con psicólogo/a del colegio el  proceder de cada uno de los actores de la comunidad educativa.

2.2. En caso de que el niño divulgue el abuso sexual espontáneamente a cualquier miembro de la comunidad educativa:

  1. Se le ofrecerá debe ofrecer un espacio de contención con un adulto confiable y dispuesto a escuchar lo que el niño tiene que decir.
  2. El objetivo NO es indagar u obtener una comprensión cabal de los hechos sino que acoger y apoyar al niño.
  3. ¿Cómo hacerlo?:
    • Acoger de inmediato lo que el niño quiere contar.
    • Intentar guardar la calma al escuchar, trasmitiendo tranquilidad al niño.
    • Creer en el niño.
    • Decirle que no es culpable.
    • Reforzar al niño por haber confiado.
    • Darle espacio para seguir hablando en el futuro de lo ocurrido.
    • Respetar su ritmo.
    • Tomar medidas que contribuyan a la protección del niño: “Voy a hacer todo lo que esté a mi alcance para ayudarte o vamos a buscar ayuda para que esto no vuelva a pasar”.
    • No realizar preguntas que tengan como fin indagar en detalles ni con el afán de investigar respecto a los presuntos involucrados en la situación.

2.3. En caso de que cualquier miembro de la comunidad educativa sospeche que un estudiante está siendo víctima de abuso sexual:

  1. Se debe ofrecer un espacio de comunicación y crear una atmósfera propicia para que el niño pueda dar cuenta de su situación, sin preguntar directamente sobre el tema, sólo llevar a cabo preguntas generales que faciliten al estudiante comunicar sus inquietudes o malestares en el caso de que existan (por ejemplo, ¿cómo te has sentido este último tiempo?).
  2. No puede comprometerse con el niño a guardar en secreto la revelación o la sospecha.
  3. Sí puede decirle al niño que esta información será develada sólo a quienes puedan ayudarlo.
  4. La persona puede ofrecerse para informar a quien sea necesario. No incitar al niño a relatar una y otra vez lo ocurrido frente a otros. No hacerlo confirmar su versión de los hechos frente a autoridades del colegio.
  5. Evitar la estigmatización y victimización secundaria que se produce cuando el niño siente que todo el mundo conoce su situación y que todos empiezan a mirarlo como “niño abusado”. Buscar ayuda, pero también resguardar su intimidad.
  6. El niño que ha sufrido abuso sexual ha aprendido a desconfiar de los adultos. La relación que este adulto establezca con él debe caracterizarse por la transparencia.

¿Cómo hacerlo?:

  • Demostrar al niño su interés por lo que le pasa, adoptando una actitud cálida.
  • Validar su sufrimiento.
  • Reconocer su calidad de víctima
  • Respetar su intimidad emocional. Nunca presionarlo a entregar detalles de lo ocurrido.
  • Respetar su intimidad física. NUNCA EXPLORAR FÍSICAMENTE al niño buscando huellas del abuso. Tampoco aproximarse físicamente de modo invasivo o intentar tocarlo aunque el niño no se muestre reticente.
  • Dejar abierta la oportunidad para volver a conversar del tema si el niño lo requiere.
  • Buscar ayuda e informar a las personas o autoridades pertinentes. NUNCA GUARDAR EN SECRETO una sospecha o denuncia de abuso sexual. No coludirse con la ley del silencio.


Protocolo Categoría C: Otro tipo de Maltratos

(Maltrato físico o psicológico de un adulto a un menor, maltrato físico o psicológico de un estudiante a un adulto, maltrato físico o psicológico entre pares adultos).

GENERALIDADES: Una vez formulada la denuncia al Encargado de Convivencia Escolar, y abierto el expediente con los antecedentes del caso, el encargado de convivencia deberá llamar a las partes involucradas por separado y, luego, registrar los hechos ocurridos desde la perspectiva de los distintos actores. Cada uno de ellos firmará un documento en el que quedará registrado su relato.

En el caso de que la presunta víctima o victimario sea menor de 12 años, la entrevista será realizada por el psicólogo/a del establecimiento.

El Encargado de Convivencia Escolar junto al equipo directivo, tomando en cuenta los antecedentes recopilados, deberá determinar si existen antecedentes suficientes para declarar la presencia de una posible agresión, de no ser así, procederá a realizar una revisión de la situación en forma interna, con los diferentes actores del caso (profesores, compañeros del estudiante, apoderados, etc.). Si de este análisis no se obtienen pruebas que permitan avalar la denuncia, se cerrará el caso informando a los involucrados.

En caso de que haya evidencia de la existencia de una agresión o en caso que el adulto y/o estudiante acusado asuman algún grado de responsabilidad en el evento, el mismo equipo antes mencionado  estipulará el grado de la falta y la sanción correspondiente, a saber:

 

Artículo 1: GRADUALIDAD DEL MALTRATO Y SANCIÓN

 

Parámetros que se consideran para clasificar la falta:

  1. Intencionalidad
  2. Reiteración de la falta
  3. Nivel de daño

 

1.1. LEVE: La situación de maltrato se da de forma única sin intencionalidad de generar daño y/o las consecuencias para el estudiante o adulto son menores, generando un malestar instantáneo pero que no implica consecuencias en otras áreas a través del tiempo, teniendo esta situación posibilidad de reparación.

Procedimiento:

  1. El profesor, Coordinador o miembro del Equipo Directivo (en caso de estar involucrado en la agresión un funcionario del colegio), conversa con el responsable, facilitando la reflexión del victimario, para que éste pueda reconocer y reflexionar respecto de sus conductas. De este modo, reconocer su responsabilidad en los hechos, explicitar la falta y juntos deben determinar la sanción reparadora que llevará a cabo quien ha cometido la falta, identificando al o los victimarios, el daño realizado y los posibles modos de reconstrucción del vínculo.
  2. Encargado de Convivencia Escolar definirá si corresponde la presencia de algún miembro del equipo directivo en entrevista entre las partes involucradas.
  3. Se deja registro por escrito.

MODERADA: La situación de maltrato se presenta en más de una ocasión sin intencionalidad de generar daño y/o las consecuencias de esta situación permanecen en un tiempo prolongado, afectando otras áreas del desarrollo del estudiante o del funcionario.

Procedimiento:

  1. El Encargado de Convivencia, Coordinador y/o Profesor Jefe, cita al responsable de la agresión, para que este pueda reconocer y reflexionar respecto de sus conductas. De este modo, reconocer su responsabilidad en los hechos, explicitar la falta y juntos deben determinar la sanción reparadora que llevará a cabo quien ha cometido ésta, identificando al victimario, el daño realizado y los posibles modos de reconstrucción del vínculo. Posteriormente, quien se hizo cargo del caso debe informar lo grave del hecho, además de hacer entrega de una Amonestación Escrita, la que quedará registrada en  la hoja de vida del victimario.
  2. Dependiendo del caso en particular y de la hoja de vida del funcionario, podrá enviarse una copia de esta Amonestación, a la Inspección del trabajo.
  3. Se deja registro  escrito.

 

1.3. GRAVE: La situación de maltrato se presenta en una o varias ocasiones con intencionalidad por parte del agresor, las consecuencias de esta situación generan un nivel de daño profundo, considerando en este ámbito la presencia de malestar y/o consecuencias físicas que se mantienen en el tiempo afectando el desarrollo socioafectivo y/o físico del estudiante o funcionario.

Procedimiento:

  1. Se informa el caso a la Superintendencia de Educación.
  2. Se pasa el caso a la entidad pública correspondiente a la edad y rol de la víctima OPD, Tribunales de Justicia, SENAME, etc.).
  3. Se informa al Consejo Escolar y al Cuerpo Docente.
  4. Se deja registro escrito.

NOTA: En los casos en que se determine que la falta es Leve o Moderada y que el protocolo de acción no contempla denuncia, queda establecido que si alguna de las partes involucradas no está conforme con la decisión tomada, se procederá de inmediato a traspasar el caso a la OPD.